La organización estadounidense Alliance Defending Freedom (ADF), dedicada a la defensa de la libertad religiosa en Estados Unidos y cuyo fundador, Alan Sears, fue honrado por el Papa Francisco con la investidura de la Orden de San Gregorio Magno en 2017, fue retirada del programa benéfico AmazonSmile del gigante informático Amazon. El motivo fue la polémica acusación por parte de la ONG estadounidense Southern Poverty Law Center de constituir un “grupo de odio” por su defensa de la libertad religiosa ante la imposición de la ideología de género en el país.

El programa AmazonSmile permite a los consumidores elegir a un grupo sin ánimo de lucro que puede recibir un porcentaje de cualquier compra a través de Amazon y la elección sobre quienes pueden tomar parte en este programa recae en la organización Southern Poverty Law Center (SPLC), que calificó a ADF negativamente. La organización se manifestó oficialmente “sorprendida y decepcionada” por la noticia.

Aunque la SPLC hizo un buen trabajo muchos años atrás, se ha convertido en una máquina de propaganda de extrema izquierda que ataca a las organizaciones con las cuales está en desacuerdo y destruye la posibilidad de un discurso civil en el proceso“, afirmó Michael Farris, Director de ADF en una carta dirigida a Amazon. “El grupo ha sido desacreditado por periodistas de investigación y organizaciones de vigilancia de las caridades como una estafa de correo directo, que ha visto a sus líderes amasar enormes fortunas. No es sorpresa que el Departamento de Defensa de los Estados Unidos y la Oficina Federal de Investigación hayan cortado sus vínculos con la SPLC“. Farris citó frases textuales de uno de los principales miembros de la organización en los cuales describe como objetivo de la misma el de destruir los grupos con los cuales tiene desacuerdos.

En contra de las acusaciones hechas por la ONG, Alliance Defending Freedom destacó su experiencia y prestigio en la profesión legal y su carácter de ser “la organización legal más grande del mundo dedicada al derecho de las personas de vivir libremente su fe sin temer el castigo del gobierno” y se manifestó dispuesta a abrir un canal de diálogo con Amazon.

“Nosotros apreciaríamos la oportunidad de reunirnos con oficiales de Amazon para discutir nuestra organización y explicar por qué no deberíamos ser excluidos del programa AmazonSmile. De igual manera nos encantaría ayudar a Amazon a establecer una política de participación en la misma que no imponga un veto a organizaciones basadas en la fe legítimas y bien respetadas como ADF”.

Fuente: Gaudium Press