El gobernador de Risaralda, Sigifredo Salazar y el alcalde de Pereira, Juan Pablo Gallo Maya, harán presencia en los actos previstos para el Día Nacional de la libertad religiosa, que se llevarán a cabo este miércoles 4 de julio a partir de las 9:00 a.m. Así lo informó el concejal del partido MIRA en Pereira, Carlos Alberto Henao.

El corporado, quien ha estado al tanto de esta celebración y del proceso que ha surtido la libertad religiosa en la ciudad, dijo que habrá actividades con pastores y líderes religiosos de diferentes religiones, por lo que invita a la ciudadanía a participar en este evento, en el que se espera además que el alcalde Gallo firme el decreto donde se crea el Comité de Libertad de Cultos.

Carlos Alberto Henao señala que ese comité será el encargado de articular todo lo pertinente a la formulación de la política pública de libertad religiosa en el municipio, que según él, “es muy necesaria y estamos en mora de tenerla”.

Se vulnera

Como concejal del MIRA, partido que promueve la libertad religiosa, Carlos Alberto Henao señala que infortunadamente a pesar de que existe en la Constitución Política la libertad religiosa, le tocó al Congreso legislar al respecto para sacar la política pública de libertad religiosa porque la libertad religiosa es un derecho que se vulnera incluso en las aulas de clase.

Como ejemplo, Henao señala un hecho que sucedió en un colegio de Pereira, donde un docente escribía en el tablero que “la religión idiotiza a las masas”. “Una estudiante tomó la foto al tablero y eso lo pusimos en conocimiento de la Secretaría de Educación y se tomaron las medidas correspondientes de sensibilización a los docentes, porque es un derecho que hay que respetarlo”, dijo.

También contó que han sucedido casos como el de un docente que puso a un estudiante que tenía una religión cristiana, lo hizo arrodillar con la biblia en la mano para que leyera la biblia, a manera de burla y no de exaltación.

Para el corporado, por situaciones como estas, se debe hacer un trabajo desde los colegios. “Hay que empezar a sensibilizar a los profesores, independientemente de si crean o no en Dios, si tengan o no religión, si el docente es ateo se le respeta pero se debe lograr que en los colegios se den las cátedras de respeto a los demás, enfatizando en la libertad religiosa. También hacer trabajos en el sector empresarial, para que se respete el derecho a las personas”, agregó.

 

Fuente: El Diario