(Cuba) Activista religioso se declara en huelga de hambre para protestar por los cubanos “regulados”

El activista religioso Guillermo del Sol Pérez ―miembro de la ilegal Iglesia Católica Antigua, de Santa Clara― se ha declarado en huelga de hambre para protestar por los derechos de más de un centenar de cubanos a los que el Gobierno de la Isla les prohíbe viajar.

El activista, quien también es director de la agencia independiente de noticias Santa Clara Visión, ha abierto, además, la campaña #Ni1ReguladoMás en las redes sociales, con el fin de darle visibilidad al problema, según indicó el Instituto Patmos en su blog.

Del Sol Pérez se declaró en huelga de hambre luego de que su hijo, Adrián del Sol Alfonso, miembro de su congregación y comunicador independiente, fuera impedido de viajar el lunes, según dio a conocer en sus redes sociales.

Tanto Del Sol Alfonso como la periodista independiente, Martha Liset Sánchez Solís, directora de la publicación Cocodrilo callejero, del Instituto Cubano por la Libertad de Expresión (ICLEP), fueron vetados de salir del país con el propósito de participar en conferencias sobre libertad religiosa en Trinidad y Tobago.

El día antes de su partida, Adrián del Sol fue advertido por agentes de la Seguridad del Estado que no le dejarían viajar, pero a pesar de la amenaza, tanto él como su padre fueron al Aeropuerto Internacional “José Martí”, en La Habana.

Después de chequear su boleto con la aerolínea y despachar su equipaje, agentes de Inmigración le impidieron cruzar frontera para abordar el avión y le comunicaron que estaba “regulado”.

Ante la arbitrariedad, ambos realizaron una protesta pacífica en el aeropuerto, que acabó con la detención de ambos, que fueron conducidos a la estación policial de Boyeros, donde fueron multados y luego liberados.

El Instituto Patmos ha indicado que Guillermo del Sol podría sufrir consecuencias graves para su salud, ya que padece de diversas enfermedades, entre ellas diabetes, hipertensión severa, una cardiopatía y problemas respiratorios, aparte de haber sufrido dos trombosis y un accidente grave hace solo unos meses.

El Instituto Patmos ha publicado desde julio de 2018 un listado de cubanos afectados por la llamada “regulación”.

En el momento en que comenzó el registro el listado constaba de 52 nombres, pero actualmente la cifra alcanza los 130 regulados.

El Instituto Patmos recuerda que, tras la reforma migratoria de enero de 2013, que flexibilizó los trámites para viajar fuera de Cuba y eliminó el “permiso de salida” que los cubanos tenían que pedir a las autoridades para salir de la Isla, se ha regularizado la práctica de la “regulación”.

Se trata de un procedimiento con el cual las autoridades del Ministerio del Interior castigan a periodistas independientes, activistas, opositores, religiosos y artistas contrarios al régimen.

Fuente: Ciber Cuba