(Argentina) Sacerdotes argentinos profundizan lazos con los judíos en Israel

El Congreso Judío Latinoamericano (CJL) organizó el IV Seminario de Curas en Israel con visita a lugares de culto, jornadas de reflexión y encuentros con líderes religiosos, programa que contó con el apoyo de la Pontificia Comisión para el Diálogo con los Judíos.

Viajaron trece sacerdotes argentinos que estudian en Roma, acompañados por los rabinos Marcelo Polakoff de Cordoba y Pablo Gabe de Santiago de Chile, quienes trabajan en el diálogo interreligioso con el CJL.

El obispo de San Isidro y presidente de la Conferencia Episcopal Argentina (CEA), monseñor Oscar Vicente Ojea, envió un mensaje a los participantes del viaje, en el que manifestó: “Para mí que fui hace muchos años a Tierra Santa, ese viaje fue como un sacramento”.

El rabino Gabe destacó que “en este caminar, buscamos unir el cielo con la tierra” y agregó: “Buscamos, a través del cielo maravilloso y un camino conmovedor, aprender uno del otro, compartiendo experiencias, preguntas, inquietudes, sueños. Hacia allí vamos”.

“El Tanaj y los evangelios como único GPS. Diálogo en grado extremo. Plegarias, salmos y textos compartidos en un marco de amistad y respeto mutuo”, completó el rabino Polakoff.

El seminario se centró en tres ejes: Biblia hebrea (Tanaj) y Nuevo Testamento, Diálogo Interreligioso y Estudios comparativos judaísmo-catolicismo”.

El grupo intercambió conocimientos sobre las mejores prácticas en el diálogo interreligioso judeo-cristiano, debatió cuestiones religiosas claves con estudiosos israelíes en muchos de los sitios históricos, religiosos y arqueológicos más importantes de Tierra Santa, como si hubiesen estado caminando la Biblia. Y también aprendieron sobre el moderno Estado de Israel: desde Yad Vashem -el Museo del Holocausto- hasta Israel y sus vecinos.

“Agradezco al cielo y a la tierra que hicieron posible el encuentro, agradezco por lo vivido, lo caminado, lo orado en una y otra orilla, porque así descubrí que estamos llamados todos bajo el mismo cielo que Dios quiso habitar”, expresó el presbítero Lucas Smiriglia, quien estudia en la Universidad Gregoriana de Roma.

“Me resulta imposible poder expresar en unos pocos párrafos lo que significó este viaje. Resumo diciendo que para mí ha sido una experiencia extraordinaria. He podido experimentar en primera persona lo maravilloso de la cultura judía, sus ricas tradiciones y costumbres”, agregó el presbítero Horacio Day, sacerdote de la arquidiócesis de Mendoza que cursa el Doctorado en Derecho Canónico en la Pontificia Universidad de la Santa Croce, en Roma.

En los cuatro seminarios organizados por el CJL participaron 39 sacerdotes procedentes de la Argentina, Brasil, Colombia, Chile, Paraguay, Uruguay y Venezuela.

Fuente: AICA