(Colombia) Piden fortalecer derecho fundamental a la libertad religiosa

Por iniciativa del presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Senado, congresista Edgar Palacio (Partido Colombia Justa Libres), se llevó a cabo una audiencia pública para abordar la libertad religiosa en Colombia, con la asistencia de representantes de varias comunidades religiosas de diferentes departamentos del país y un representante del Ministerio del Interior.

El senador Palacio dijo al intervenir en la reunión, que se cumplió en el recinto de sesiones del Senado de la República, que el Estado colombiano tenía una deuda histórica con la comunidad de fe en todo el país, de fortalecer el derecho fundamental sobre la libertad religiosa y por eso se creó la Ley que protege. Señaló que hay muchos temas que quedaron pendiente en esta norma. “Se requiere de una política para una sociedad pluralista, multicultural, pluriétnica, hay que ajustar esas normas a las nuevas realidades, para que sea más amplia y atienda las necesidades de las comunidades”.

A lo anterior agregó: “La religión es el todo del ser humano, debemos actualizarla para que sea más incluyente, donde todos los colombianos participemos, no importa el tipo de creencia que se tenga, sobre todo en el contexto de pobreza, falta de crecimiento económico, de educación que no llena las expectativas en un mundo globalizado en una sociedad de conocimiento”. Señaló que la política es necesaria para evitar la violencia, “ya que mediante el diálogo y los acuerdos resolvemos los conflictos sociales y nuestras diferencias”.

También dijo que el Estado y la Iglesia deben ser un equipo, en una sociedad democrática, donde se pueda vivir juntos, siendo diferentes. Con relación a la seguridad de los líderes religiosos, expresó: “Hay que fortalecer el esquema seguridad para quienes están siendo perseguidos por su condición o por su fe en las zonas de conflicto”

Entre tanto, la directora de Asuntos Religiosos del Ministerio del Interior, Lorena Ríos, dijo que esa cartera tiene registrado 6 mil 890 entidades religiosas. Señaló que establecerán mesas de trabajo para proponer la ampliación de la Ley de libertad religiosa, seguridad en los territorios de los líderes religiosos y la consolidación de parámetros para nuevos convenios de derecho público con el Estado colombiano. “Estamos motivando a los líderes para que denuncien las amenazas, para poder actuar con toda la institucionalidad en ese proceso”.

Libertad e igualdad

Por su parte, el senador John Milton Rodríguez, vocero de Colombia Justa Libres, manifestó que en el país existe una libertad religiosa muy parcializada. “La libertad tiene que ir acompañada de igualdad. Esa igualdad ha sido complicada poderla lograr”, a la vez que afirmó que aún existe mucho sectarismo, discriminación y maltrato hacia el sector religioso.

El congresista agregó que “hay sectores de la sociedad y la política que les incomoda la defensa de la familia, los principios y valores que hacemos, entonces discriminan al religioso. Tenemos que ganar terreno, porque el ser humano por naturaleza es social”. Resaltó el avance sobre la creación de la política de libertad religiosa para que en Colombia se desarrolle plenamente este derecho”. En Colombia, la libertad religiosa es un derecho constitucional que tienen los ciudadanos.

Rodríguez hizo un llamado a los líderes religioso para que no se dejen amedrentar. “Nosotros recibimos con mucha frecuencia agresiones del sector político, pero nuestro compromiso es con la comunidad. Nuestro deber es promover los valores y principios, para tener familias fortalecidas y una sociedad libre”.

Fabián Salazar, de Interfe, aseveró que un líder religioso crea unidad y se convierte en un agente de cambio social. “El gran reto en Colombia es buscar la igualdad religiosa y combatir la discriminación existente con las comunidades religiosas”.

Asimismo, lo hizo Pedro Pablo Martín, de la Iglesia Pentecostal de Colombia, quien afirmó que en el país no existe libertad religiosa y que se vulneran los derechos humanos de los creyentes. Sostuvo que existe mucha discriminación con las iglesias que no son católicas, al tiempo que solicitó sitios de oración en los aeropuertos, hospitales y en otros luugares, lo mismo que igualdad de derechos.

El vicedefensor del Pueblo, Jorge Talero, informó que grupos religiosos han sido objeto de humillación y maltrato por parte de militares. Denunció que en las zonas rurales del país los líderes religiosos tienen mucha persecución.

Entre tanto, la gerente de El Medio Comunica, Laura Muñoz López, dijo: «Es necesario y urgente buscar una verdadera conciliación entre el ejercicio de la libertad de expresión y los sentimientos religiosos o la libertad religiosa y que esa conciliación lleve al uso responsable y armónico de ambas libertades. Responsabilidad que les cabe a los líderes para que desde los púlpitos, los altares y los templos hablen sin que su comunicación con los creyentes despierte rechazos u odios a las demás religiones».

Fuente: Radio Santa Fe