(Gran Bretaña) El Home Office británico rectifica: el cristiano converso iraní podrá tramitar una nueva solicitud de asilo

Se le había denegado porque el empleado que le atendió consideró que el cristianismo no era una religión de paz. como defendía el solicitante

El Home Office inglés – el equivalente al Ministerio del Interior – se ha mostrado de acuerdo a reconsiderar la petición de asilo del ciudadano iraní converso al cristianismo. Al principio, se le había denegado porque, según el empleado del Home Office, el cristianismo no era una religión de paz como el converso defendía.

“El Home Office se ha mostrado conforme a retirar la negativa y a reconsiderar la solicitud de asilo de nuestro cliente, ofreciéndonos una oportunidad de enviar otras solicitudes. Es un buen comienzo, pero se necesita más cambio”. Esas son las palabras del abogado del cristiano, Nathan Stevens en Twitter. Así denunció su caso la pasada semana:

https://twitter.com/nathestevens/status/1108071160254746625

El letrado espera que “el cambio sea real y que no se trate sólo de este caso; hay un problema mucho más profundo que afrontar aquí”.

La carta de rechazo: el origen del problema

El trabajador puso en Twitter una serie de fotos el 19 de marzo en las que explicaba sus razones de rechazar la petición del converso. Como recoje el Catholic Herald, el empleado comentaba: “He visto muchas a lo largo de los años, pero estaba genuinamente impactado al leer esta diatriba increible y ofensiva utilizada para justificar una petición de asilo”, cita el Catholic Herald.

El solicitante sí había declarado en su solicitud de 2016 que una de las razones de fondo para convertirse al cristianismo era que habla “de pz, misericordia y bondad”, mientras que “en el Islam hay violencia, rabia y venganza”.

El documento del empleado que lo atendió contenía, como respuesta a esa afirmación del converso, una serie de pasajes bíblicos del Levítico, de San Mateo, del Éxodo y la Revelación, de donde obtuvo que la versión dada por el iranía se contradecía. “Estos ejemplos hacen inconsistente la reclamación de que se haya convertido al cristianismo después de descubrir que es una ‘religión de paz”, rezaba la misiva.

La respuesta del abogado a estas afirmaciones fue una reflexión y una pregunta. “Sea cual sea su visión sobre la fe, ¿cómo puede un empleado del gobierno elegir de forma arbitraria pasajes de un libro sagrado y usarlos para denostar la razón de sentido de alguien para tomar la decisión de seguir otra creencia?  

Un caso con precedentes

El organismo oficial dijo en un comunicado que esa carta “no se corresponde con nuestro enfoque de políticas para reclamos basados ​​en persecución religiosa, incluidas las conversiones a una fe particular”.

No es la primera vez que el Home Office ha recibido críticas por su mala gestión en estos casos. Otro converso fue rechazado porque Cristo “no tuvo un padre en la tierra”. En esa ocasión, el trabajador corrigió al solicitante diciendo que el padre de Jesús fue José.

El Catholic Herald también informa que en los últimos años también se han rechazado el visado también a varios religiosos. Cuentan el caso de tres arzobispos sirio-ortodoxos de Irak y Siria y a una monja iraquí que quería visitar a su hermana enferma.

El letrado Nathan Stevens habla del caso de otro solicitante al que también se denegó la petición con otra carta. La misiva decía, en su traducción al castellano: “Usted afirmó en su entrevista que Jesús es su salvador, pero que Él no iba a ser capaz de salvarle del régimen de Irán. Por tanto, se considera que usted no posee convicción en su fe y que su creencia en Jesús es poco consistente”.

El comunicado del Home Office también subrayaba que el departamento está trabajando con variedad de grupos de personas con diferentes creencias. Además, también señalaba que se encuentra en labores de colaboración con los grupos parlamentarios sobre libertad religiosa a nivel internacional para mejorar la dirección de esos trabajos.

Fuente: COPE