(China) Verdadera Iglesia de Jesús: un movimiento pentecostal en China

Fundado en 1917 y severamente perseguido en los años cincuenta, este movimiento, cuya historia se cuenta en un nuevo libro académico escrito por Melissa Inouye, aceptó unirse a la Iglesia de las Tres Autonomías, pero ahora está en riesgo nuevamente.

¿“Pentecostalismo” chino?

De acuerdo con algunos estudiosos, el 80% de los protestantes chinos son “pentecostales”. Sin embargo, la etiqueta es ambigua. El PCCh (Partido Comunista Chino) la utiliza en ocasiones en un sentido negativo, como un sinónimo de los cristianos que participan en prácticas “supersticiosas”. Muy pocos cristianos chinos se identifican a sí mismos como “pentecostales”. Los académicos en Occidente distinguen cada vez más entre un grupo más amplio de iglesias “carismáticas” –que ponen énfasis en los dones del Espíritu Santo como el don de hablar en lenguas, el don de la sanación, el don de la profecía y el exorcismo– y los organismos “pentecostales” que se derivan, directa o indirectamente, de los avivamientos de principios del siglo XX donde se habla en lenguas, particularmente los que se encuentran en Estados Unidos (en especial, en la Iglesia de la calle Azusa en Los Ángeles en 1906) y en Gales. Las comunidades carismáticas existen también dentro de las iglesias no pentecostales (por ejemplo, el más grande movimiento laico católico es la Renovación Carismática Católica), mientras que los pentecostales se caracterizan por su doctrina de que hablar en lenguas es la evidencia necesaria de que el devoto ha sido “bautizado en el Espíritu Santo”.

Aunque la mayoría de las comunidades chinas etiquetadas como “pentecostales” son, de hecho, carismáticas, un organismo chino grande puede ser reconocido legítimamente como parte del pentecostalismo global. Este es la Verdadera Iglesia de Jesús (真耶穌教會), que tuvo su origen en una visión que Wei Enbo, (魏恩波, también llamado Paul Wei, 魏保羅, 1879-1919) recibió a finales de mayo de 1917. La historia de Wei y su Iglesia ha recibido atención académica adecuada en el libro de Melissa Wei-Tsing Inouye, una conferencista de la Universidad de Auckland, Nueva Zelanda, China and the True Jesus: Charisma and Organization in a Chinese Christian Church [China y el Jesús Verdadero: el carisma y la organización en una Iglesia cristiana china] (Nueva York, Oxford University Press, 2018).

Wei Enbo y los orígenes de la Verdadera Iglesia de Jesús

Después de la reconstrucción de Inouye, Wei trabajó como comerciante de ropa en Pekín. Wei originalmente fue un vendedor callejero pobre, y luego se convirtió en el rico y respetado propietario de una tienda después de convertirse al cristianismo y se unió a la congregación de Pekín de la Sociedad Misionera de Londres dirigida por el misionero inglés Samuel Evans Meech (1845-1937). No hay razones para dudar de la explicación weberiana de Wei y Meech de que el comerciante chino debía su prosperidad a su recientemente adoptada estricta ética laboral protestante. Pero también es cierto que Wei publicitaba que sus tiendas eran cristianas y que se animaba a los compañeros convertidos al cristianismo a que la frecuentaran.

Otro personaje clave en la historia de Wei es el misionero noruego en China, Bernt Berntsen (1863-1933). Cuando leyó acerca del avivamiento de la calle Azusa de 1906, Berntsen se entusiasmó tanto que reservó un boleto para ir a Los Ángeles desde China y así verlo con sus propios ojos. En Los Ángeles, fue bautizado en el Espíritu Santo, habló en lenguas y decidió regresar a China para difundir la recién nacida fe pentecostal. El nombre que utilizó para su nuevo organismo –de hecho, la primera Iglesia pentecostal en China– fue Iglesia Apostólica de la Fe, un nombre adoptado por distintas iglesias pentecostales a lo largo del mundo no necesariamente conectadas entre sí.

En 1915, Wei fue presentado a Berntsen y rápidamente se unió a la Iglesia Apostólica de la Fe. Berntsen y Wei se volvieron los mejores amigos, pero pronto cometieron el error que destruye tantas amistades. Se volvieron socios de negocios y empezaron a pelear por el trabajo. Después de un tiempo, Berntsen, quien había esperado recuperar rápidamente su inversión en las tiendas de Wei, pero no fue así, demandó al socio chino para que le devolviera su dinero.

Es posible que la demanda también estuviera conectada con desacuerdos teológicos. Como mencioné anteriormente, en mayo de 1917 Wei reportó que escuchó una voz que le decía que “debes recibir el bautismo de Jesús”. Él fue a la Puerta de Yongding del sur de Pekín, donde la voz lo guio a un río cercano y le dijo que debía bautizarse boca abajo. Wei entonces vio a Jesús mismo, quien lo bautizó en el río y lo dotó con una armadura y una espada. Luego apareció Satanás, pero gracias a la espada y a la armadura Wei pudo derrotarlo.

Tal y como lo menciona Inouye, existen distintas versiones de esta primera visión, pero lo que es claro es que Wei dejó la Iglesia Apostólica de la Fe y procedió a reunir seguidores para su propia denominación, a la que llamó la Verdadera Iglesia de Jesús. Los inicios fueron difíciles, pero pronto la Iglesia obtuvo varios miles de miembros y se expandió por toda China. A estos primeros devotos se les pidió que creyeran que la visión de Wei ha restaurado la verdadera Iglesia cristiana, que Wei, como “el nuevo Martin Luther” (1483-1546) había sido enviado a exponer los errores de las iglesias católica y protestante, y que el bautismo boca abajo, hablar en lenguas, celebrar el sábado en lugar del domingo como el día del Señor y lavarse los pies unos a otros fueron rasgos necesarios de la única Iglesia verdadera.

La Verdadera Iglesia de Jesús primitiva: crecimiento y cismas

El libro de Inouye es menos rico en detalles acerca de la teología. Debido a que celebra el sábado y no el domingo, la Verdadera Iglesia de Jesús pertenece al ala sabataria del pentecostalismo. Otros estudiosos discuten si también pertenece al pentecostalismo “unicitario” no trinitario. Sus declaraciones oficiales de fe explican que “creemos en Dios y concordamos en que Dios es uno, que Jesucristo es Dios y que la Biblia hace una distinción entre el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. Pero no podemos estar totalmente de acuerdo con la visión trinitaria de Dios”, porque la palabra “Trinidad” no se encuentra en la Biblia y fue adoptada más de un siglo después de la muerte de Jesús en un esfuerzo erróneo por ofrecer una explicación racional para el Dios cristiano.

La mayoría de los organismos pentecostales también eran milenarios. El de Wei no era la excepción. Él predijo el fin del mundo entre 1921 y 1922. No vivió para ver el fracaso de esta predicción, pues murió de tuberculosis el 10 de septiembre de 1919. En su lecho de muerte, Wei se reconcilió con Berntsen, pero este último no se unió a la Verdadera Iglesia de Jesús.

A pesar de la profecía fallida, la iglesia siguió expandiéndose, pero tuvo que experimentar también el primero de varios cismas, dirigido por el líder de la Verdadera Iglesia de Jesús en el sur de China, Zhang Dianju (張殿舉, Barnabas, 1880-1961). En 1929, afirmó que él era el verdadero fundador de la Iglesia y no Wei y rápidamente fue expulsado. Entre varios líderes regionales, el hijo de Wei, Wei Wenxiang (魏文祥, también llamado Isaac Wei, 魏以撒, ca. 1900-?) finalmente emergió como el que creó una estructura burocrática eficaz en los niveles local, nacional e internacional, mientras, al mismo tiempo, las misiones en el extranjero habían comenzado.

Enfrentar el comunismo: alojamiento y persecución

El proceso de burocratización de la Verdadera Iglesia de Jesús fue interrumpido por la guerra y la revolución. La sede central tuvo que mudarse repetidamente de una ciudad a otra. Con la victoria comunista, los líderes de la Iglesia decidieron cooperar con el PCCh y firmar varios documentos que elogiaban su política interna e internacional. Esto no los salvó del arresto. En 1951, Wei Isaac fue arrestado. Tuvo que confesar públicamente “haber sido proestadounidense y haber ido en contra de la Rusia soviética, el Partido y el pueblo”, y desapareció en el sistema de los campos de concentración del PCCh. Se desconoce la fecha de su muerte.

Los demás líderes, incluyendo el alumno de Wei, Li Zhengcheng (李正誠, ca. 1920-1990), quien con el paso del tiempo lo reemplazó como el principal rostro público de la Iglesia, pronto denunció a Wei, multiplicó sus declaraciones a favor del PCCh y se unió a la recién fundada Iglesia de las Tres Autonomías controlada por el PCCh. Inouye reporta las declaraciones, por demás grotescas, de líderes de la Verdadera Iglesia de Jesús después de que Joseph Stalin (1878-1953) murió en 1953. Todos proclamaban que Stalin se encontraba entre los salvos y uno de ellos afirmó, de una manera bastante blasfema, que “el camarada Stalin ha salvado a muchas decenas de miles de personas, más que Jesús”.

Sin embargo, fue demasiado tarde para escapar a la ira del PCCh. Durante la campaña en contra de I-Kuan Tao y otros movimientos religiosos nuevos de mediados de la década de 1950, la Verdadera Iglesia de Jesús también había sido denunciada como una “secta reaccionaria”. Li fue arrestado en 1957 y liberado después de un año, y luego arrestado nuevamente en 1960 y sentenciado a un periodo de encarcelamiento de veinte años. Fue rehabilitado en 1985, pero no perdonó a los correligionarios que habían testificado en su contra en un intento desesperado por escapar a la persecución. En sus últimos años, se unió a un movimiento cristiano diferente conocido como la Iglesia de la Salvación del Mundo (救世堂). En 1958, la Verdadera Iglesia de Jesús ya había sido eliminada a nivel nacional.

Cómo sobrevivió la Verdadera Iglesia de Jesús

Sin embargo, no desapareció. Las ramas extranjeras florecientes crearon un cuerpo internacional que primero tuvo su sede central en Taichung, Taiwán, y, posteriormente, a partir de 1985, en California, y sostuvo que tenía una grey (incluyendo en China) a nivel mundial de 1.5 millones de personas. En China Continental, las actividades continuaron de forma clandestina, incluso durante la Revolución Cultural. Los nuevos pastores fueron ordenados clandestinamente a través de la imposición de manos por parte de pastores sobrevivientes, garantizando, así, la “sucesión apostólica”, aunque Inouye pone énfasis en el papel de las mujeres, que servían como diaconisas y mantenían la llama de la fe en el Jesús Verdadero en tiempos de persecución.

En la época de la nueva política religiosa de Deng Xiaoping (1904-1997), así fue como la Verdadera Iglesia de Jesús pudo resurgir. Sus congregaciones, una vez más, se unieron a la Iglesia de las Tres Autonomías, proclamaron su lealtad al PCCh y afirmaron que no necesitaban ser “sinificadas”, pues, de hecho, ellas representaban la única forma auténticamente china de cristianismo protestante. No obstante, esto creó una situación ambigua. Oficialmente, la Iglesia de las Tres Autonomías es un solo cuerpo “posdenominacional”, donde la diferencia denominacional preexistente debe desaparecer, y los miembros practican una forma de “adoración unida”. De hecho, más que por la adoración, las congregaciones de las Tres Autonomías están “unidas” por el hecho de que están estrictamente controladas por el PCCh, el cual, a su vez, las utiliza con propósitos propagandísticos en el país y en el extranjero, utilizando su existencia para afirmar (falsamente) que el cristianismo disfruta de “libertad religiosa” en China. Tanto el trabajo de campo de Inouye como los documentos críticos del PCCh observaron que las congregaciones del Jesús Verdadero siguen llevando a cabo sus prácticas religiosas separadas de otros creyentes de las Tres Autonomías los sábados y no los domingos, practican el bautismo por medio de inmersión boca abajo y predican sus doctrinas distintivas, incluyendo la exclusividad de la marca del Jesús Verdadero. Los letreros con el nombre “Verdadera Iglesia de Jesús” desaparecieron de las iglesias más grandes y visibles cuando el PCCh se quejó, pero permanecieron en los demás lugares.

Acontecimientos recientes: represión sobre la identidad del Jesús Verdadero

Las iglesias del Jesús Verdadero en la ciudad de Lining tuvieron que cambiar o pintar sus letreros que decían “Verdadera Iglesia de Jesús”.

Las iglesias del Jesús Verdadero en la ciudad de Lining tuvieron que cambiar o pintar sus letreros que decían “Verdadera Iglesia de Jesús”.

Sin embargo, eso fue en aquel momento. Ahora las cosas tal vez sean diferentes. Los reporteros de Bitter Winter en China y otros observadores han observado que los letreros que dicen “Verdadera Iglesia de Jesús” están siendo eliminados, y los devotos han sido forzados a practicar su fe junto a otros miembros de las Tres Autonomías. En mayo de este año, el Departamento de Asuntos Étnicos y Religiosos de la ciudad de Wuhan en la provincia de Hubei emitió un aviso donde exigía que se aseguraran de que ninguna de las iglesias de la denominación del Jesús Verdadero en los distritos de Wuhan tuviera los caracteres chinos que significan “Verdadera Iglesia de Jesús”. También ordenó que cualquier iglesia que insistiera en mantener estos caracteres debía ser demolida.

De acuerdo con información recibida por Bitter Winter, algunos gobiernos locales en la provincia de Hunan también llevaron a cabo reuniones para implementar órdenes similares. En algunos lugares, se exige que a las iglesias se les nombre según el nombre del lugar. Tan solo en la ciudad de Liling, se han demolido letreros de veinte iglesias del Jesús Verdadero en meses recientes. También ocurrieron incidentes de demolición de letreros de iglesias del Jesús Verdadero en Henán, Fujian y otras provincias.

Los creyentes respondieron de manera desafiante a la demolición de los letreros del Jesús Verdadero. Algunas de estas iglesias habían mantenido los letreros por varios años y los creyentes protegían los letreros que decían “Verdadera Iglesia de Jesús” tal y como se protegían las cruces en otras partes. Sin embargo, el Gobierno recurrió a medidas drásticas. Algunos funcionarios designaron a las iglesias del Jesús Verdadero como xie jiao y como congregaciones “reaccionarias”; algunos afirmaron que se exigió la demolición de los letreros del Jesús Verdadero debido a que el Gobierno no permite que ningún instituto, organización o persona porte letreros denominacionalmente distintivos. Como se informó a Bitter Winter, algunos funcionarios dijeron: “La Verdadera Iglesia de Jesús no está incluida en las cinco religiones oficiales y, por tanto, es ilegal. Los letreros que están afuera de las iglesias solo pueden decir ‘Iglesia cristiana’ y no “Verdadera Iglesia de Jesús”.

Además, algunos gobiernos locales exigieron que se investigaran y confiscaran los himnarios no oficialmente publicados utilizados por las iglesias del Jesús Verdadero.

Los nuevos Reglamentos sobre Asuntos Religiosos de Xi Jinping, que entraron en vigor en 2018, tienen, entre otros objetivos, destruir lo que queda de las peculiaridades denominacionales protestantes, fuera de la adoración unida impuesta por el Estado y la teología de la Iglesia de las Tres Autonomías. Una vez más, la identidad distintiva de la Verdadera Iglesia de Jesús está en riesgo en China.