(México) Médicos rechazan aborto y abrazan Objeción de Conciencia Médica

Exigen derecho de no ir en contra de los principios de bioética de la medicina

Médicos representados en la organización Artículo 18, manifestaron su posición en contra de las recientes iniciativas que buscan la despenalización del aborto sin consultar ni tomar en cuenta la opinión del personal médico y de enfermería, quienes son los que tendrían que ejecutar la interrupción del embarazo de continuar con estas medidas.

Es por ello que impulsan a nivel nacional el derecho de Objeción de Conciencia Médica, para que todo el personal médico, de enfermería y en general técnicos y de apoyo al Sector Salud, que no estén de acuerdo con la práctica del aborto, puedan acogerse a este derecho y negarse a participar en esta práctica que consideraron, contraria a los principios que los motivaron a estudiar y dedicarse a esta profesión.

En entrevista con Siete24 Noticias, Marcelo Bartolini, director de Artículo 18, organización que se dedica a la promoción y defensa de las libertades de pensamiento, conciencia y religión en México, explicó que la ‘objeción de conciencia sanitaria’ consiste en el rechazo a cumplir un acto o conducta cuando el contenido los deberes que se imponen, son contrarios a las normas éticas o convicciones del prestador de los servicios de salud.

Detalló que en la Ciudad de México se aprobó la despenalización del aborto en 2007, este año (2019) en Oaxaca se aprobó una reforma al Código Penal, en el estado de Hidalgo se está debatiendo sin avances y en otros estados ya también buscan la posibilidad de analizar el tema, sin embargo, consideró que esta iniciativa tiene un problema muy grave de legitimidad, pues ni siquiera se tuvo el cuidado de incluir en esta discusión al gremio médico que se encargaría de aplicar este tipo de servicios.

Marcelo Bartolini señaló que se está generando un problema muy grave en los estados donde se busca impulsar esta práctica, y muestra de ello ya se puede ver en Oaxaca, en donde los médicos salieron a las calles a manifestarse y hacer declaraciones ante los medios de comunicación en contra de esta reforma, porque es a ellos son a los que les toca aplicarla y nadie les consultó.

Nadie les preguntó, nadie los tomó en cuenta y se les impone realizar un servicio que es contrario a su juramento hipocrático, ellos estudian y prometen salvar vidas humanas no matarlas y resulta que el Congreso del Estado les obliga a hacer exactamente lo contrario a lo que establece el código de bioética nacional, destacó el galeno.

Todas las disposiciones que hablan sobre cuestiones éticas y de bioética por las que se ha regido la Medicina durante siglos, puntualizó, con estas reformas entran en este conflicto, ya que no los toman en cuenta, no los escuchan, no los ven y solamente se les impone la obligación de llevar a cabo conductas o actos que son contrarios a sus convicciones.

“Ese es el tema de fondo por el cual se están agitando tanto las aguas principalmente en los estados en donde se está promoviendo el aborto”

Marcelo Bartolini indicó que la postura de Artículo 18 es muy sencilla y clara: consideramos que los médicos y las enfermeras son profesionales de la ciencia y la conciencia que no pueden ser reducidos a un mero instrumento de la voluntad de los pacientes.

Al dirigir un mensaje a los legisladores que impulsan la legalización del aborto en los estados, Bartolini subrayó la necesidad de que antes de hacer cambios en las normas, se tome en cuenta que médicos, enfermeras, personal técnico, auxiliares y pasantes de medicina, que son personas a los que les asisten otro tipo de derechos que están respaldados por la Constitución y por diversos tratados internacionales, por lo que no los deben y no los pueden vulnerar de un plumazo con una simple votación.

Actualmente hay 17 estados de la República que ya regulan la objeción de conciencia en nuestro país, principalmente en lo que hace a la voluntad anticipada de interrumpir el embarazo, además, hay varias disposiciones de carácter ético o deontológico, como el Código de Conducta del Personal de Salud de 2002, la Carta de los Desechos Generales de los Médicos, el Código de Ética para Enfermeras y Enfermeros de México, que se están ignorando por completo y se están vulnerando.

El procedimiento para acogerse y utilizar la Objeción de Conciencia Médica es sencillo: el médico, enfermeros, pasantes de medicina, técnicos o auxiliares que participen en un acto o procedimiento que sea contrario a sus convicciones o a su ética, tienen el derecho de presentar por escrito su objeción de conciencia a sus superiores jerárquicos, excusarse frente al paciente y solicitar a su superior que se reasigne al paciente con un médico que no sea objetor de conciencia.

Aquí cuál es el problema, cuestionó Bartolini, que legislaciones como la de Oaxaca que se acaba de aprobar para despenalizar el aborto, ni siquiera reconocen este derecho humano fundamental que está en la Declaración Universal de los Desechos Humanos, porque lo que se pretende es instrumentalizar al médico para que solamente sirva como esclavo para hacer la voluntad del paciente.

Creo que la cosa no va por ahí, por eso genera tantas reacciones tan violentas, principalmente en el gremio médico, aseveró el dirigente de Artículo 18.

“Ellos han jurado salvar vidas no quitarlas, esa es su vocación. Cuando te dedicas a estudiar medicina durante muchos años y de repente te dicen que tienes que realizar ciertos actos que son contrarios a todo lo que tu estudiaste, a tus convicciones y a todos los códigos de bioética que regulan la forma de conducirse y la conducta de todos los médicos y enfermeras a nivel nacional, es que se generan estas reacciones”.

Fuente: Siete 24