(Europa) Los judíos en Europa enfrentan nuevas restricciones a la libertad religiosa, dice un rabino

En el transcurso de un solo verano de 2020, las tumbas judías de Worms, Alemania, fueron objeto de vandalismo, un judío austriaco fue atacado en la calle y se publicó un calendario en la República Checa que glorificaba a los líderes nazis. Llegó en un año en el que Europa y el mundo marcaron los 75 años de la liberación del campo de concentración nazi de Auschwitz.

Mientras tanto, Bélgica, Dinamarca y Polonia han propuesto prohibir o de hecho han prohibido la matanza ritual, el método por el cual millones de judíos y musulmanes en Europa requieren que se mate su carne. En Islandia, Dinamarca y Noruega ha estallado un furor por la circuncisión, y los críticos argumentan que la práctica es inhumana y debería prohibirse para los menores de 18 años.

“Es muy frustrante, no hay duda”, dijo el rabino Menachem Margolin, presidente de la Asociación Judía Europea, a Euronews desde su oficina en Bruselas.

“Uno sólo piensa, […] por qué tenemos que [hacer esto] de nuevo […]. Hace tres semanas fue el tema de la circuncisión en Bélgica […]. Hace dos semanas fue la circuncisión en Dinamarca, esta semana es la matanza ritual en Polonia, quiero decir, ¿qué sigue?”

Carne Kosher

La prohibición de la carne kosher en Polonia fue impulsada por el gobernante Partido de la Ley y la Justicia (PiS) a principios de septiembre contra las objeciones de sus dos socios de coalición minoritarios, lo que podría derribar el gobierno polaco y allanar el camino para nuevas elecciones.

La prohibición de la carne kosher formaba parte de una amplia ley sobre el bienestar de los animales, que también prohibirá la matanza musulmana halal y la producción de pieles. Actualmente se encuentra en un período de revisión de 14 días, pero el hecho de que el PiS estuviera dispuesto a dejar que su coalición se derrumbara para aprobarla sugiere que podría presentarse.

Hablando con Euronews la semana pasada cuando la ley fue aprobada, Margolin dijo a Euronews que la campaña para la ley de bienestar animal tenía un marcado matiz antisemita, presentando a los partidarios de la ley como “buenos ciudadanos polacos” y a sus oponentes, entre ellos la comunidad judía, como malos. Pero también habrá un impacto práctico en la comunidad judía de Europa.

“Limitar la exportación de carne kosher de Polonia tendrá un impacto inmediato en los judíos de toda Europa porque muchos judíos de Europa consumen carne kosher proveniente de Polonia”, dijo.

Margolin está muy interesado en hacer la distinción entre el antisemitismo, por un lado, y la falta de respeto por las minorías religiosas de Europa, incluidos los judíos, por el otro. Ser atacado en la calle, dijo, es desagradable, pero es un crimen y debe ser tratado como tal. El lento deterioro de la libertad religiosa es la mayor amenaza para los tres millones de judíos de Europa, dijo.

“Por supuesto, los gobiernos tienen que ser muy duros con la gente que comete crímenes contra los judíos. Pero mucho más importante es cuidar a largo plazo: la educación y un fuerte compromiso para asegurar la libertad de religión”, dijo.

La clave para vencer a ambos, dijo, es la educación. A medida que los acontecimientos del Holocausto, cuando seis millones de judíos europeos murieron en los campos de exterminio de Europa, se desvanecen en la memoria de los europeos, a medida que la generación que recuerda el fascismo en Europa se está extinguiendo, la historia de los judíos de Europa debe formar parte del plan de estudios de todas las escuelas de todos los estados europeos.

“El antisemitismo es una enfermedad muy antigua. Si quieres luchar contra el antisemitismo tienes que educar”, dijo.

‘La ignorancia es una puerta abierta para los populistas’

“Hemos estado presionando a los gobiernos europeos para que actualicen el currículum [para] incluir más información sobre los judíos, sus costumbres, su historia, el Holocausto, el antisemitismo, son cosas que Europa ha enfrentado durante dos milenios. Todos los niños necesitan aprender sobre eso”, dijo Margolin.

La ignorancia, añadió, es “una puerta abierta” para los movimientos populistas de la derecha y la izquierda, y es de la derecha, la izquierda y el centro político de donde viene el antisemitismo. Es reacio a nombrar y avergonzar, pero dijo que los partidos de centro han notado el éxito que la extrema derecha y la izquierda han tenido usando el odio para ganar votos, y ahora están adoptando tácticas similares.

“Lo que vemos es que los partidos políticos de centro no toman la dirección correcta para luchar contra los extremistas, se adaptan a parte de esa agenda, lo cual es muy peligroso”, dijo.

“Prefiero no atacar a nadie en particular. Es un fenómeno que se da en toda Europa. En todo el mundo. Pero cuando se trata de la situación de los judíos es una dirección peligrosa”.

Fuente: euronews.