¡Exitosa Clausura del Congreso Virtual “¿Qué sucede con el Aborto en México?”!

Este jueves 10 de septiembre, se dio clausura al Congreso Virtual “¿Qué sucede con el Aborto en México?”, realizado por la Fundación Conciencia Nacional por la Libertad Religiosa en colaboración con el Centro de Bioética de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla (UPAEP). 

En esta tercera sesión del Congreso, titulada: “La Amenaza del Aborto a la Libertad Religiosa”, los panelistas analizaron la estrecha relación entre ambos temas y los riesgos que conllevaría despenalizar el aborto para la libertad de religión. Entre los expertos invitados estuvieron: el Dr. Alberto Patiño Reyes, Catedrático de la Universidad Iberoamericana; el Dr. Javier Saldaña Serrano, Catedrático de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM); y el Dr. Carlos Alberto Pérez Cuevas, Catedrático de la Universidad Panamericana y la Universidad La Salle. 

El Dr. Carlos Alberto Pérez Cuevas comenzó la discusión estableciendo como punto de partida la manera en la que en ocasiones las iniciativas legislativas pueden parecer inocuas cuando se perciben de forma aislada. No obstante, abren las puertas a distintos grupos para poder modificar las normas, afirmó. Asimismo, aseguró que sin la vida y la libertad religiosa, el ser humano no puede desarrollarse de manera integral. Por lo que si bien, no hay superioridad de un derecho sobre otro, de la vida emanan todas los demás libertades. 

“La vida es el elemento fundante del ser humano y hemos olvidado eso”, destacó.  

De la misma manera subrayó que existen ciertos grupos que quieren manifestar el aborto como una acción privada, centrando el debate en si el embrión es un ser humano o no. Sin embargo, la ciencia nos dice que la vida inicia desde la concepción, afirmó. El aborto no es un derecho, destacó, y cuando las leyes de aborto pretenden plantear un derecho que no existe, pretendiendo determinar cúando se es persona o no, atentan y violentan las libertades. La libertad religiosa es un derecho humano fundamental, y el aborto se trata de una imposición ideológica en contra de los derechos humanos fundamentales, aseguró. 

Así bien, remarcó que las asociaciones religiosas no serían parte de la sociedad si el derecho a la vida no existiera. Por lo cual, afirmó, es erróneo decir que el aborto no es un tema que involucra a las religiones. 

“Hay mucho que hacer y entender. Las leyes del aborto planteadas de esta manera transgeden los elementos fundamentales de la libertad de religión y objeción de conciencia.”

El Dr. Alberto Patiño Reyes comentó sobre la libertad religiosa como un derecho de libertad frente al Estado, en el cual se protege el profesar, adoptar, no tener o cambiar de religión. Aseguró que toda religión implica un código moral, de la misma forma en que las religiones monoteístas más importantes comparten el mismo mandamiento: “No matarás”. De este mandamiento emana el rechazo al aborto y el fundamento de la objeción de conciencia, explicó. Mientras que las leyes, protegen a las personas de vivir y guiarse bajo sus convicciones religiosas en el Artículo 24 de la Constitución Mexicana. Esto es muy importante, aseguró, pues las convicciones van más allá de una simple creencia; las convicciones son ideas fuertemente arraigadas que incluyen valores, compromisos y motivaciones. 

Asimismo enfatizó que todos los Tratados Internacionales de Derechos Humanos protegen la vida. Sin embargo, las estrategias para despenalizar el aborto se han centrado en primera estancia en usar la novedad de los casos excepcionales (como violación, malformación, o riesgo de muerte para la madre) para promover el aborto, afirmó. Además, la terminación del embarazo se ha tratado de imponer bajo lo que el Dr. Patiño mencionó como “soft law” (recomendaciones e informes no vinculantes, presentadas por Comités de Expertos internacionales), inclusive a la fuerza, haciendo referencia a los recientes casos de Argentina y Francia. 

De la misma manera, comentó sobre el fallo del 15 de mayo de 2019, en donde la Suprema Corte determinó que las mujeres pueden abortar en caso de riesgo. En respuesta, el Alto Comisionado de la ONU para México, manifestó que en su decisión la Corte consolidaba el reconocimiento de las mujeres a la salud reproductiva e instó al Gobierno a garantizar el derecho a la interrupción del embarazo. Para el Dr. Patiño, esta es una clara evidencia de que la ONU no protege la vida y aseguró que hay organismos supranacionales que le están dictando a México cómo actuar respecto a este tema.  

Posteriormente se le dio la palabra al Dr. Xavier Saldaña Serrano, quien concluyó la última sesión brindando 5 argumentos por los cuales el aborto vulnera la libertad religiosa.  En primer lugar afirmó que existe un falso dilema en el cual se pondera el aborto en el mismo plano que la libertad religiosa, siendo la libertad de religión un derecho, mientras que el otro no lo es. Por otro lado, argumentó que el aborto pone en riesgo a la objeción de conciencia. Si bien la objeción de conciencia se encuentra amparada en el Artículo 24, existen Ministros quienes aseguran que al no estar explícitamente manifestado dentro  del Artículo, la objeción de conciencia no existe. 

Además, el aborto viola el principio de legalidad y seguridad jurídica. En el Artículo 29 de la Constitución se establece una nómina de derechos que nunca y bajo ninguna circunstancia pueden ser suspendidos, en ellos se incluye el derecho a la vida y a la libertad religiosa, explicó. Si se despenaliza el aborto no solo se incumple lo que establece la Constitución en su Artículo 29, destacó, sino que también expresaría que en realidad cualquier derecho puede ser suspendido, causando inseguridad y desconfianza para la sociedad. 

“Si se afecta el derecho a la vida, pues no le daremos muy buenas esperanzas al derecho de la libertad religiosa”, enfatizó.

Así bien, determinó que la despenalización del aborto violaría el ideario religioso de las asociaciones religiosas. En el campo jurídico el ideario religioso es un requisito para que se le pueda dar carácter como asociación religiosa a cualquier iglesia o congregación, explicó. Este ideario religioso es el que está siendo fuertemente atacado por ciertos grupos, pues cuando un representante de la iglesia defiende el derecho a la vida, estos grupos, las autoridades, los medios de comunicación y la misma ONU, terminan diciendo que las convicciones religiosas no pueden formar parte del debate público, dijo. 

Por último afirmó que el aborto aumentaría el laicismo, pues incrementaría la represión contra las expresiones religiosas. Para ejemplificar su argumento, hizo mención a la reforma del Artículo 3 sobre Educación, del 15 de mayo de 2019, el cual aseguró atenta contra el derecho de los padres de educar a sus hijos de acuerdo a sus convicciones personales, las cuales provienen de sus idearios religiosos. 

“Las asociaciones religiosas son personas, y a veces en este tipo de debates se les trata como un ente que no tiene libertad de expresión, cuando es todo lo contrario”.

Para dar cierre a la última sesión del Congreso Virtual: “¿Qué sucede con el Aborto en México?”, el Dr. Manuel Madrazo Cabo, Presidente del Centro de Bioética de la UPAEP, agradeció a la Fundación Conciencia Nacional por la Libertad Religiosa por la colaboración y las herramientas proporcionadas para generar conocimiento respecto al tema del aborto. Así bien, aseguró a la audiencia que futuros Congresos están por venir. 

Si te perdiste alguna de las sesiones del Congreso Virtual, puedes visitar la página https://conciencianacional.org/aborto-mexico-2020/ en donde podrás encontrar todas las sesiones, resumenes y videos sobre el Congreso.

Fuente: Sala de Prensa Conciencia Nacional