Objeción de Conciencia en el Área Médica

 

La objeción de conciencia en el área médica es el derecho que tiene el personal médico y de enfermería, en instituciones públicas o privadas, de no realizar algún servicio que resulte contrario a sus convicciones éticas, morales o religiosas. Este derecho se aprobó en México el pasado 22 de marzo del 2018 a través de la adición al artículo 10 Bis de la Ley General de Salud, reconociendo así la libertad que tienen los profesionales de la salud de ejercer el derecho humano a la libertad de conciencia.

 

Para explicar éste derecho, un experto colaborador de nuestra Fundación, el Dr. Agustín Herrera Fragoso nos comparte un extracto de su libro “Objeción de Conciencia Sanitaria” para ahondar en el tema:

 

 

 

 

“Recientemente fue aprobada una adición a la Ley General de Salud, para establecer la objeción de conciencia en el área sanitaria, misma que causó mucho revuelo y diferencias en diversos ámbitos sociales que, al final, condujo a una impugnación por parte de la Comisión Nacional de Derechos Humanos ante la máxima instancia jurisdiccional. 

La objeción de conciencia en el área sanitaria es la legítima defensa de los galenos ante presiones legales, mandatos, órdenes y actos fútiles que dañan su arte y honorabilidad, misma que se desprende históricamente en una asistencia humana y proporcional a todos los pacientes, que necesitan de su guía, consejo y atención.

Destaca que todos los profesionales de la salud son un fin en sí mismos, no instrumento o medios para unos fines; situación que, al volverlos autómatas de leyes, órdenes o mandatos, daña su dignidad humana, centro y fundamento de los derechos humanos.

Ahora, con base en determinados grupos o instancias defensores de derechos humanos, buscan limitar este derecho que, en un buen entendimiento y funcionamiento, permitirá una mejor labor en el desempeño de la medicina, bajo los principios éticos, bioéticos o deontológicos, en armonía con la ciencia basada en evidencia, para así cumplir con la lex artis ad hoc.

Lo más interesante es que dicho derecho desconocido por los profesionales de la salud, estando en una situación informativa carente de los elementos constitutivos de su buen funcionamiento y de la nobleza con que cuentan para una atención más profesional y ética”.

 

 

 

 

 

Si quieres conocer más sobre la importancia de éste derecho y su análisis histórico, te recomendamos leer el libro “Objeción de Conciencia Sanitaria” del Dr. Agustín Herrera Fragoso, obra apoyada por la fundación Conciencia Nacional por la Libertad Religiosa.

 

 

 

 

 

¿Consideras que debe respetarse el derecho a la objeción de conciencia de los servidores del área médica?