(Turquía) Turquía condena el informe de libertad religiosa que presenta a FETÖ “plagada de una presión”

El portavoz del Ministerio de Exteriores, Hami Aksoy, se refirió en una declaración por escrito a los párrafos en el capítulo “Turquía” del informe de 2019

Turquía ha reaccionado contra el informe de la Comisión de los Estados Unidos para la Libertad Religiosa Internacional.

El portavoz del Ministerio de Exteriores, Hami Aksoy, se refirió en una declaración por escrito a los párrafos en el capítulo “Turquía” del informe de 2019.

“La calificación de los miembros de la banda terrorista FETÖ como ‘musulmanes bajo presión religiosa’ manifiesta con claridad lo parcial de este informe, su lejanía a la verdad y por cuáles ejes de maldad fue redactado. Mientras decenas de fallos judiciales demuestran que es una banda terrorista, la calificación de la FETÖ como ‘Fetullah Gülen y sus discípulos’, acusados por el gobierno turco de intentar derrocar el estado, significa hacer la vista gorda a sabiendas al terrorismo”.

“La declaración conjunta de los representantes de minorías del año pasado que afirma que los diferentes cultos conviven sin presión es la evidencia más sublime del ambiente de libertad en Turquía. Las alegaciones infundadas que adelantan que la mencionada declaración firmada por el Patriarca de Griegos de Anatolia, Patriarca en funciones de los armenios de Turquía, el Gran Rabino de Turquía y representantes siríaco, caldeano y protestante había sido coordinada por nuestro estado manifiestan por cuáles motivos está preparado el informe. Es una señal de incoherencia el hecho de que critiquen a Turquía la administración y el Congreso de EEUU que quedan ineficaces en combatir suficientemente la islamofobia y que no pueden tolerar aun la elección de una congresista musulmana en la Cámara de los Representantes. En estos difíciles tiempos en que la amenaza de bandas terroristas contra libertades religiosas llega a su nivel máximo, Turquía constituye un modelo para el mundo con su estructura social en que conviven en paz las diferentes religiones”.

Por su parte, el portavoz presidencial, Ibrahim Kalın, expresó su reacción contra párrafos relativos a Turquía. “El informe se distancia de la imparcialidad. La FETÖ es presentada como un sujeto bajo presión religiosa”.

“Turquía condena enérgicamente este informe lejos de buena voluntad y revestida de parcialidad. Llamamos a la administración y al Congreso de EEUU a corregir este error que pretende tergiversar la verdad en nuestro país”.

Fuente: TRT Español