(Vaticano) “Fraternidad, paz y convivencia son las claves para salir del torbellino de violencia en muchos lugares”

Mons. Miguel Ángel Ayuso Guixot, misionero comboniano, recientemente nombrado por el Papa Presidente del Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso.

Miguel Ángel Ayuso ha contado que su experiencia misionera en El Cairo y Sudán le ha enriquecido mucho humanamente: “Ha sido determinante en mi crecimiento personal y he de decir que he recibido más de lo que haya podido dar a una Iglesia como la sudanesa, tan necesitada de paz”.

Este misionero sevillano sustituye en el cargo como Presidente del Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso, al cardenal Tauran, del que ha destacado su prudencia y su enorme experiencia en este campo: “Ha dejado huella. A menudo hablaba de la necesidad de simplificar lo complejo y de no complicar lo sencillo”.

“Fraternidad, paz y convivencia son las claves para salir del torbellino de violencia” en el que están sumidos muchos países -ha apuntado M. A. Ayuso -, quien también se ha referido a la Declaración sobre  la Fraternidad Humana que el Papa Francisco firmó el pasado mes de febrero en Abu Dabi: “Es un documento muy importante, que todo el mundo debería conocer, porque transmite un mensaje universal, inclusivo y abierto a todos. Por eso es tan importante el diálogo con otras creencias y con aquellos que sin ser creyentes son personas de buena voluntad que quieren promover un mundo mejor.

Aunque “en los últimos años se están abriendo puertas que nos permiten soñar”, Miguel Ángel Ayuso ha subrayado que actualmente el principal reto es pasar de la tolerancia a la convivencia pacífica. “Aún tenemos que caminar juntos para lograr una ciudadanía total, en la que exista un respeto fruto de la aplicación de los derechos humanos, particularmente el de la libertad religiosa”, ha dicho.

Fuente: COPE